Transformando Las Quejas En Acciones de Gracias

5. mayo 2009

jesusteama1

“Hoy estuve a punto de lanzar una queja ¡…hallé razones tantas!”  Así comienza una poesía que me gusta mucho.  Y fue eso lo que me sucedió un día de éstos.  Me levanté con deseos de quejarme y así continuó mi día hasta que llegué a sentir tremenda lástima de mí…  En eso fui al supermercado y vi a una madre que luchaba con su hijito que parecía ser autista.  Lo hacía con optimismo y gracia y a pesar de todo se veía feliz.  Entonces desperté de aquella desazón, sacudí el pesimismo y comencé a tratar de transformar las quejas en acciones de gracias.

           Cuántas veces nos olvidamos de apreciar todo lo bueno que tenemos, como hijos sanos y alegres que riegan la casa y hacen ruido… Pero cuánto daría esa madre por tener sus días llenos de esos pequeños desafíos. Ella tendrá que vivir cosas que sí requieren paciencia, como buscar tratamientos o terapias y esperar por horas para que su hijo sea atendido. Además de otras cosas muy duras de sobrellevar.

Estuve escuchando un reportaje de unos jóvenes enfermos de cáncer.  Una muchacha joven habló de esta manera:  “Yo era exigente con la vida y nunca estaba conforme con lo que tenía.  Mis ambiciones eran muchas y grandes.  Pero ahora he aprendido a apreciar cada cosa y cada día… cada vez que me acuesto oro de esta manera:  “Señor, gracias por este día que pasó, sólo pido una cosa: un día más”.

Es verdad que todos tenemos conflictos y no todo resulta fácil.  Pero es importante que no nos olvidemos de apreciar todo lo bueno que tenemos, dando gracias a Dios por poder levantarnos cada mañana y vivir un día más. Y si por la gracia de Dios logramos, ese día que Dios nos ha concedido, hacer feliz a alguien o consolar un alma, sintámonos dichosos.

Hoy, no lances tu queja, no busques razones…  Eleva una oración de acción de gracias cualquiera que sea tu situación.  Vive el día de hoy, aprécialo como un regalo de Dios.  Respira profundo, alégrate por los retos que se te presentan en la vida y véncelos con valor y alegría.  Lánzate a la conquista de la vida aprendiendo a amarla. 

          Me gusta este consejo:  “Acepta pues, transportado de gozo, cada rayito de sol, cada copo de nieve, cada florecilla del campo, cada rostro sonriente y cada persona que te ama como un regalo maravilloso que Dios te concede”.    Que tu lema sea: transformar las quejas en acciones de gracias y hacer de la alegría el gran privilegio de tu vida.

5 Comentarios en 'Transformando Las Quejas En Acciones de Gracias'

  1. Merari Dijo 6. mayo 2009 : 12:47 AM:

    ¡Que reflexión tan buena!
    Gracias Liccy por traer cosas tan edificantes a nuestro rincón

  2. Milca Dijo 6. mayo 2009 : 9:02 AM:

    Liccy de verdad que me has dejado sin palabras, esto ha sido escrito directamente para mí. Qué manera de expresarlo. Gracias porque aunque me hiciste llorar al mismo tiempo también me has hecho reflexionar y quiero ponerlo en práctica en mi vida diaria. Ora por mí para ver si lo logro. Te quiero.

  3. zandra Dijo 6. mayo 2009 : 2:10 PM:

    Liccy es así la vida del humano de ingrata por que a veces creemos que tenemos muchos motivos para quejarnos y nos olvidamos que mas son los motivos de agradecimiento que tenemos en nuestra vida que de quejas , y nuestra vide deberia ser de la manera como tu has espresado en este hermoso escrito un agradecimiento continuo, felicidades . Un abrazo

  4. deily Dijo 7. mayo 2009 : 11:38 AM:

    Que bello escrito, que Dios nos ayude a siempre estar gozosos y agradecidos por todo lo que nos da.

  5. Liccy Dijo 7. mayo 2009 : 8:08 PM:

    Gracias amiguitas,
    a mi también como a Merari, sus palabras me sirven de estímulo.
    Vamos a unirnos en la lucha por mejorar, si no podemos el mundo, a lo menos nuestro entorno. Sé que con una actitud positiva y fe en el Señor lo lograremos.
    Un abrazo para todas

Enviar Comentario